This website uses cookies. By using the site you are agreeing to our Privacy Policy.

07.09.2020 Paco Navarro

PEAK: Paco Navarro x XF50mmF1.0 R WR

Paco Navarro

Paco Navarro comenzó su carrera profesional como ayudante del fotógrafo Alejandro Cabrera. Su talento empezó a desarrollarse rápidamente y un año más tarde ganó el Premio Planeta de Fotografía, lo que le permitió comenzar a trabajar por su cuenta. Con una amplia experiencia profesional, que incluye trabajos para revistas de moda (Vogue, Elle, GQ, Marie Claire…), retratos con importantes personalidades del cine, la moda, la música, la literatura y el arte, campañas publicitarias (El Corte Inglés, Rolex, Puig…) y catálogos para marcas de moda (Jesús del Pozo, Roberto Verino…). Es Fujifilm X-Photographer desde el año 2011.

Mi nombre es Paco Navarro.

Trabajo como fotógrafo de moda, retratos y publicidad desde hace casi cuarenta años. Después de trabajar dos años como ayudante y ganar el Premio Planeta de Fotografía en 1984 pude empezar a trabajar por mi cuenta con revistas de moda, agencias de publicidad, discográficas, diseñadores de moda, grandes almacenes… retratando modelos, actores y actrices, gente famosa… hasta hoy.

Desde el año 2011 formo parte del grupo de Fujifilm X-Photographers. Ese año Fujifilm España, a través de su director Antonio Alcalá, se puso en contacto conmigo para ofrecerme formar parte de un grupo de fotógrafos y colaborar en el desarrollo de una nueva línea de cámaras y objetivos. Se trataba de la Serie X con la ya mítica FujifilmX100 probando cámaras y objetivos y dando nuestra opinión para introducir mejoras en los equipos.

Quiero dar las gracias a Fujifilm y a todo el equipo de Fujifilm España por su apoyo y el cariño y profesionalidad con que siempre me han tratado y  por confiar en mí para probar el nuevo Fujinon XF50mm F1.

Lo que llama enseguida la atención de este objetivo es su luminosidad, es el objetivo más luminoso que he probado nunca.

Con una apertura de F1 la profundidad de campo es mínima; jugando con la profundidad de campo el fotógrafo decide qué partes de la fotografía están enfocadas y así dar más importancia a lo que decidimos que es el sujeto principal de nuestra foto.

Otra de las cualidades a destacar de este objetivo es su bokeh. El bokeh es la manera en que la imagen pasa de las zonas enfocadas a las más desenfocadas y en este objetivo es espectacular, de una suavidad increíble.

Desde el primer momento me di cuenta de que esta lente tiene la distancia focal perfecta para mis fotografías de retrato. Este 50mm es aproximadamente como un 70mm full-frame, un teleobjetivo corto.

Al hacer un retrato es muy importante la distancia a la que te encuentras de la persona. Me gusta estar lo suficientemente cerca para poder sentirme conectado con la persona sin invadir su espacio. Nada es más intimidante que el que te pongan una cámara en la cara…

Para probar esta nueva lente hicimos tres sesiones diferentes. El primer día fue una sesión de moda en la calle. Por la noche, en la Gran Vía de Madrid, mezclando la luz ambiente con un flash solo cuando era necesario iluminar la cara de la modelo.

Segundo día: sesión de retratos en mi estudio, con luz natural, moviéndonos por la casa, siguiendo la luz en las diferentes horas del día, utilizando la luz de ventanas y balcones, buscando diferentes expresiones y estados de ánimo en la modelo.

Y, por último, una sesión de belleza también en estudio. Utilicé luz natural y las luces de la mesa de maquillaje y, después, retratos de estudio con flashes.

Las tres sesiones que hemos realizado con Fujinon XF50MM F1 son muy similares a lo que es mi trabajo habitual, moda y retratos.

He buscado las situaciones de iluminación más complicadas con las que suelo encontrarme en mi trabajo y, en todas ellas, el objetivo ha respondido de una manera extraordinaria.

En todo momento utilicé ISO 200 para obtener la mejor calidad posible.

Con este objetivo al hacer fotos de cuerpo entero en la calle pude desenfocar todo lo que rodea a la modelo como si trabajara con un teleobjetivo de mayor distancia focal pero estando mucho más cerca.

Al hacer retratos puedo enfocar en la cara de la modelo y el resto se va desenfocando muy suavemente y en estudio este objetivo aporta una nitidez sorprendente.

Es una lente muy versátil, se adapta perfectamente a las sesiones de moda y de retrato y destaca especialmente en condiciones de baja luminosidad.

Montado en la cámara el nuevo objetivo se siente muy equilibrado; en mano hace un conjunto perfecto, robusto y ligero.

Sin ser un especialista en este tipo de pruebas con objetivos pero con la experiencia de muchos años trabajando en fotografía, creo que este objetivo es el mejor con estas características que he probado nunca.

Os invito a probarlo si tenéis la oportunidad. Es un objetivo para disfrutar tomando fotos con la máxima calidad.